• El tiempo señalado

    El pasado día 18 de Mayo de 2016 tuvo lugar en Espacio Ronda, calle Ronda de Segovia, 50, 28005 Madrid, Espacio Ronda, la presentación de la última novela de María José Ros.

    Año 2018, 5778 en el calendario hebreo. Fecha clave para la Humanidad. La combinación de ambos representa el código “911”, encriptado en el Libro del Génesis. Es la Puerta de apertura al Conocimiento que traerá a la Tierra una Energía Superior procedente de la dimensión espiritual.

    Continúa
  • D-os nunca abandonó a su pueblo

    En los casi 5778 años de nuestra existencia desde Adam, hemos tenido la conexión al Creador a través del Arca del Pacto

    Continúa
  • El Zohar Explica los Finales 70 Años hasta la Redención

    Estas colecciones de citas del Zohar de la sección sobre parsha Mishpatim trata toda ella sobre los 70 años finales que conducen a la redención final (geulá). Nosotros las presentamos aquí en el orden en que aparecen en el Zohar:

    Continúa
  •  Cada Año tiene Significado, Este Año, 5774, es Especialmente Revelador

    ¿Siente usted la aceleración del tiempo? ¿Son sus ciclos de 7 días cada vez más cortos, con más presión para hacer las cosas y menos tiempo para hacerlas? ¿Siente la presencia espiritual, el bien y el mal, en nuestro mundo como nunca antes en nuestra vida, como si la distancia entre el cielo y la tierra se derrumbara?

    Continúa

Artículos desde KabbalahSecrets.com 

2015-02-18 16:02:25 Jeffrey Meiliken 

Hay varios momentos en los que la Torah describe las generaciones de, a veces traducido como las crónicas de, varias figuras Bíblicas, y ellas pueden ser divididas en dos tipos distintos, los que han narrado esperanzas de vida y los que simplemente son listas de descendientes. El primer conjunto comienza con Adam y el periodo de 130 años que estuvo distanciado de Eva (JaVaH), antes de su reconciliación y el nacimiento de Seth. Este fue el periodo de Caín y Abel y en que nacieron sus 3 hermanas. En ella el  crecimiento de la raza humana era haber seguido la constante matemática phi y la secuencia universal de Fibonacci (1,1,2,3,5,8…) que se manifiesta naturalmente en los pétalos en nuestras flores o la ramificación de las estrellas en la Vía Láctea. Ello comenzó con Adam (1), Eva (1), Caín y su hermana (2), Abel y sus hermanas (3), siendo 5 hermanos en total, pero Caín se volvió celoso de que Abel tuviera 2 hermanas y él le mató, poniendo fin a un plan perfecto.

 

 Cuando en Génesis 4:10, D-os dijo que la voz de la sangre de Abel clamaba desde el suelo, Él maldijo a Caín desde el suelo, pero entonces añadió 7 niveles de protección. ¿Por qué D-os no impidió allí que ellos lo intentaran de nuevo? ¿Por qué dar a Caín y a sus descendientes tiempo para difundir su inclinación al mal a lo largo de toda la raza humana?

La Torah a continuación enumera las generaciones de Caín y las hermanas, pero curiosamente, esto parece ser un universo alternativo, uno que fue yuxtapuesto y sin embargo paralelo al universo delineado en el muy próximo capítulo de la Torah, el Capítulo de Génesis 5, con el Libro de las Crónicas de Adam. Mucho de los dos universos extremos poseen el mismo o muy similares nombres con solamente una letra de diferencia entre ello, y algunos de los nombres son enumerados en un orden diferente, con el hijo en uno engendrando el nombre del padre en el otro, como si ellos estuvieran espiritualmente entrelazados.

Sin embargo, las generaciones de Adam que comienzan con Seth tienen todas sus esperanzas de vida y las edades en las cuales ellos engendraron a la siguiente generación claramente delineadas. No hay lapsos de tiempo en las generaciones de Caín. De este modo nos dieron las 10 generaciones desde Adam a Noé (NoaJ), correspondientes a las 10sefirot (dimensiones) del Árbol de las Vidas. La descripción de las generaciones de Caín se paran en la , como en los 8 Reyes de los que escuchamos durante la recitación de las generaciones de Esaú, que los cabalistas relacionan con los 8 niveles de chispas caídas derivadas del universo caótico de Tohu que precedió a la formación de nuestro único Arbol de las Vidas.

Curiosamente, hay 26 lapsos de tiempo enumerados entre estas 10 generaciones, como en el valor numérico para YHVH , no dejando ninguna duda de que estas generaciones y las sefirot están conectadas. Mucho más, estos números dispares se suman el palíndromo 14441, y la raíz cuadrada de la suma de estos 26 lapsos de tiempo es 120.17, notable por dos razones: 1) 2017 CG es el año (5778 CH) profetizado para la llegada de la consciencia Mashiaj y de la geuláh (la redención final); y 2) en el párrafo inmediatamente a continuación de estas generaciones, D-os dice: “Mi espíritu no continuará juzgando al hombre por siempre, dado que él no es nada sino carne. Sus días serán de 120 años”. 

Este versículo está contándonos directamente que los días del Hombre están numerados y que llegará un tiempo establecido en el que nuestro periodo de juicio y de lo físico terminará y todo retornará a un estado espiritual. E implantado dentro de esta sección, a la cual la Torah llama El Libro de Adam es la fecha para esta confluencia de tiempo, espacio y movimiento.

 

Los días del Hombre están contados.

Llegará un tiempo establecido en el que el juicio y lo físico terminará.

Para Siempre

 

Debe haber verdad en ese número porque el 441 en 14441 es el valor numérico de la palabra EMeT (verdad), una alusión al Nombre de 42 Letras de D-os que comienza con Alef (a) y finaliza con la Tav (t) y tiene 40 (m) letras en medio, y también al principio y al final con el YHVH ( hwhy ) en medio como así la letra Mem (m ) se divide en Caf (k) y Vav (w) de valor numérico 26.

En este mismo párrafo profético, el Capítulo de Génesis 6, que algunos dicen que es una alusión al  milenio, nosotros tenemos dos lapsos de tiempo adicionales, la edad de Noé (500 años) cuando él engendró sus 3 hijos y los 120 años que mencionamos anteriormente, para un total de 620, que es el valor numérico de Keter, la coronación más elevada en la sefirah (dimensión), y no por coincidencia este es el número de letras en los 10 Mandamientos (las 10 Palabras conectadas a las 10 sefirot del Árbol de las Vidas). Mucho más, la suma de las raíces cuadradas de estos dos números: 500 y 120 es 33.31 como en los 3330 años desde la entrega de los 10 Mandamientos en el 2448 CH para el profetizado fin del tiempo del 5778 CH, 3 años a partir de ahora.

Si existe significado en esto o no; 500 x 120 = 60.000 como en los 60.000 Israelitas que estuvieron en el Monte Sinaí, pues por cada uno de los 10 Mandamientos, tenemos un total de 600.000, que como hicimos notar recientemente posee un logaritmo de 5.778, al igual que la temperatura de la superficie de nuestro Sol, 5778 Grados Kelvin. Diciendo que la Torah no comete errores ni D-os lo hace. Nosotros somos los únicos que estamos hechos de carne. Somos los únicos que tenemos una opción para alinearnos con el universo caído de Caín, o con el de Abel y la realidad del Árbol de las Vidas.

Después de 2 años y 10 días desde el comienzo de la saga de Noé con el diluvio hasta que ellos estuvieron en tierra seca de nuevo, en el Capítulo 10 del Génesis, las esposas de los hijos de Noé dieron a luz y nos son presentadas de nuevo las crónicas o generaciones de sus descendientes sin lapsos de tiempo. La Torah inmediatamente va hacia la historia de la Torre de Babel y la extra limitación del pueblo de esa generación.

Una vez concluida la historia, se nos presenta una realidad en la que se alterna la esposa del hijo de Noé. Shem dio nacimiento a un hijo mientras todavía estaba en el Arca, o inmediatamente después, probablemente dentro de estos últimos 10 días. Después, desde el párrafo 33 al 42, la Torah delinea con precisos lapsos de tiempo desde la 11ª a la 20ª generaciones, culminando con el nacimiento de Abraham en 1948 CH; una imagen en espejo de la fundación de Israel en 1948 CG (una de las muchas duplicidades).

Los cabalistas relacionan el Arca con un vientre y el periodo de la gestación humana es de 40 semanas, análogo a los 40 días/40 noches tan famosamente parafraseado en la Torah. Así, saliendo del vientre espiritual, retirado desde los confines del tiempo y el espacio, y de todas las restricciones, de los atavíos y deficiencias de lo físico nació el precursor de Abraham y eventualmente Moisés, que usted recordará que comenzó su vida con su propio viaje en el mar. Como un aparte, el viaje de 280 días en los que el feto flota a través del interior del vientre están conectados con el valor del conjunto de las 5 letras finales (ךםןףץ) del alfabeto Hebreo (280), las 5 letras conectadas con el mundo físico de maljut, como opuestas a las 22 letras celestiales que influyen en el anteriormente y en el momento de la concepción, la hora de la verdad si se quiere. 

Aunque Israel se convirtió en una nación el 14 de Mayo de 1948, fue en el 29 de Noviembre de 1947, que la Asamblea General de las Naciones Unidas recomendó la adopción e implementación del Plan de la Partición para el Mandato de Palestina, puesto en marcha al final del Mandato Británcio para Palestina y la formación del Estado Israelí. Así como tenemos el año 2017 CG deletreado como la raíz cuadrada (120.17) de la suma de los 26 lapsos de tiempo individuales en las Generaciones de Adam, también tenemos el año 1947 CG – exactamente 70 años antes – deletreado con la suma de las 17 raíces cuadradas individuales (194.72) de los lapsos de tiempo entregados en las Generaciones de Shem, el hijo de Noé y Maestro de Cabalá de Abraham.

No creo que sea coincidencia que Abraham fuera concebido en 1947 CH cuando su padre tenía 70 años y que naciera en 1948 CH, 70 años antes de que D-os hiciera el Pacto de las Mitades (en 2018 CH) con Abraham, prometiendo convertir a sus descendientes en una gran nación. Sin embargo, ¿puede que sea coincidencia que la suma de 120.17 + 194.7 = 314…., el valor numérico para el Arcángel MeTaTRON (40-9-9-200-6-50 = 314) y para Pi (3,14).

La siguiente lista de descendientes que tenemos no es descrita ni como generaciones o crónicas en la Torah, sin embargo enumera en el párrafo 57 los hijos y nietos de las concubinas de Abraham. Después en el párrafo 58, tenemos las crónicas de Ishmael sin lapsos de tiempo de nuevo, exceptuando a Ishmael mismo, quien de acuerdo a jazal (sabios) se arrepintió al final de su vida, por lo cual le fue entregada su esperanza de vida, 137 años. Deberíamos notar que 137 es el valor de gematria de QaBaLaH (100-2-30-5), significando “recibir”, y similar. 

En el muy próximo párrafo obtenemos las crónicas de Itzjak (Isaac) con el periodo de tiempo para su matrimonio con Rebecca (a la edad de 40) y el nacimiento (a la edad de 60) de Iakob (Jacob) y Esaú. Después en el párrafo 70, tenemos las crónicas de Esaú sin periodo de tiempo cualquiera y esto va hasta el párrafo 72 cuando obtenemos la lista de los 8 Reyes de los cuales comentamos anteriormente. En el párrafo 73, tenemos las crónicas de Iakob, pero solamente da la edad de Joseph (José), 17.

Así que tenemos la lista muy corta de fechas para Isaac y Jacob, continuando en la sucesión de Adam y Shem y una larga lista no fechada para los otros hijos de Noé, las concubinas de Abraham, Ishmael y Esaú, imitando lo que originalmente vimos con Caín. Parecería, que una dinámica corre a través del Génesis, en la que dos fuerzas luchan, una derivada de la energía de Caín, y la otra de Abel, que fue transferida a Seth y pasada a Noé y a través de la línea de Abraham y Moisés. De hecho, el Arizal mismo nos cuenta que Moisés fue una encarnación de Abel y su suegro, Yitró (Jetro), de Caín.

Dos tercios, o .666 del camino a través de los 50 capítulos del Génesis, en el capítulo 33, llegamos al momento crucial en la Torah cuando Jacob reencuentra a Esaú, quien fue en busca de venganza y estaba planeando matarlo. Jacob le envió regalos y mensajeros (ángeles) a Esaú, pero de acuerdo a jazal (sabios), cuando ellos finalmente se encontraron y Esaú corrió para abrazarlo, él estaba planeando morder su garganta y derramar su sangre, sin embargo el resultado fue un beso. Después de un intercambio cortés siguieron por  caminos separados. ¿Qué sucedió?

En Génesis 33:3, en el último versículo antes de que Esaú corriera hacia él, Jacob se inclinó al suelo 7 veces. ¿Acaso Jacob también escuchó a la sangre de Abel que le llamaba desde el suelo? ¿Peleó él el secreto del ángel oscuro de la noche anterior en el Río Yakob? De alguna manera sabía, que conectándose 7 veces con el suelo, Jacob despertó la memoria de Caín matando a Abel, la subsecuente maldición desde el suelo, y los 7 niveles de castigo. Sobre lo que sucedió realmente en ese momento, nosotros solamente podemos especular, pero al final Esaú se confundió y se le permitió marchar, las dos almas opuestas, hermanos de sangre y sus respectivos linajes siguieron adelante.

La historia se había repetido a sí misma allí, la historia Bíblica tendría que haber terminado, pues tendría el destino de la raza humana. En las palabras de la Torah, el asesinato de Abel por Caín causado en “el fin de los días”. Por haber restringido Esaú sus instintos, a todos se les concedió un indulto. Sin embargo, la batalla continua. Globalmente, los descendientes más puros de Caín luchan para derramar la sangre de su hermano inocente, de donde quiera que venga a través de ellos. Individualmente, todos debemos purgarnos a nosotros mismos de los viles deseos egoístas como los de Caín. 

Mientras que aparenta ser una batalla entre el Islam y el Oeste, es en su esencia una lucha entre el amor y el odio. Las letras en el nombre ABeL (lbh) pueden ser permutadas para H´LeB (blh), el corazón. El odio puede matar, pero el amor vencerá.

Todo se reduce a los ochos (8´s). Además de los 43 lapsos de tiempo en las dos crónicas del linaje de los justos, hay otros 13, siendo 13 el valor numérico de ahava(amor) para un total de 56 segmentos de tiempo que se suma a 18.868 y cuya suma de las raíces cuadradas individuales es 888.729. Dada la secuencia original de Fibonacci (1,1,2,3,5…) para haber continuado y entonces seguir el patrón primordial del universo, los siguientes números tendrán que ser (1,1,2,3,5,8,13…), si 8, después 13.

Los Chinos reconocerán este 888 instantáneamente como el número más auspicioso y los lectores de El Calendario Divino (http://kabbalahsecrets.com/?page_id=1300) reconocerán el patrón en el que todos los datos proféticos en la historia Bíblica finalizan en 8

Todo se reduce al justo con el espíritu del amor para elevar las chispas sagradas sacándolas del reino negativo de los 8 Reyes y las 8 generaciones de Caín. Mientras tanto, el 729 en la suma 888.729, es la suma de la segunda línea (קרעשטן) del Ana B´Koaj, el Nombre de 42 Letras de D-os que necesitamos para combatir a estas fuerzas del mal. Uno de los aspectos de esta línea es que se deletrea en la secuencia  קרע, ,שטן kara satan, o “sal disparado satán" (la fuerza de la negatividad). Tenemos las herramientas. Debemos encontrar la voluntad en nuestros corazones. 

Fue el Arizal quien señaló que las 600.000 almas en el Sinaí se pueden remontar al Nombre de 42 Letras de D-os. Cuando dividimos 600.000 entre los 70 miembros de la familia de Jacob, por los 12 hijos de Jacob y por los 3 Patriarcas, obtenemos precisamente 1/42, este Uno siendo D-os y Unidad.  

 

 

¿No había plazos de tiempo en las generaciones de Caín o crónicas de sus descendientes debido a que sucedieron antes o fuera del tiempo? En conjunto, nosotros mencionamos el plan original para seguir el contacto primordial Phi a lo largo de la secuencia Fibonacci de crecimiento, pero incluso este elemento fuera del lado del tiempo tiene sus marcadores para nosotros. En Hebreo, JaI significa Vida y como es bien sabido en el Judaísmo, el valor numérico para JaI es 18, y Phi elevado a la fuerza de 18, podríamos llamarlo ”las 18 generaciones de Phi”, Phi18, y acertadamente, Phi18 = 5778.000 .

No hay nada aleatorio en el Universo (http://kabbalahsecrets.com/?page_id=1302 ) ; D-os no deja nada al azar. No hay lapsos de tiempo para ellos porque nuestras batallas con ellos son espirituales. Es cierto, que hay manifestaciones físicas devastadoramente dolorosas de ellos en todo el mundo y en las vidas afuera, pero debemos luchar contra ellos con nuestros seres espirituales, así como con nuestros seres físicos. Físicamente, sólo podemos mantenerlos a raya. Espiritualmente, podemos completar el deseo de D-os y vencerlos.  D-os nos entregó todas las herramientas que necesitamos; es tarea nuestra el utilizarlas.  

 

Traducido por ISh TaM el 15-03-2015

Si en algunos artículos no puede visualizar las letras hebreas, necesitará descargar la fuente hebrea en su ordenador de sobremesa. Nosotros le proponemos ésta, descárguela, descomprímala y copie el archivo en su ordenador. Es muy fácil vaya al “Panel de Control”,y en “Fuentes” es donde tiene que colocarlo.
Descargar Fuente Hebrea

Hay 63 invitados y ningún miembro en línea

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de la política de cookies. Ver política